AGUSTIN DE ITURBIDE SEGÚN JOSÉ MARÍA ZUNZUNEGUI

A Don Agustín de Iturbide México debe su independencia, la cual fue acordada y formalizada el 25 de septiembre del año 1821. Por la parte de España firmó Don Juan O’Donojú quien llegó a México no como virrey, sino como encargado del despacho. Por la parte de México signó Don Agustín. Todo ello acorde con los Tratados de Córdoba.

El 27 de septiembre del mismo año Iturbide y Don Vicente Guerrero arribaron triunfantes a la ciudad de México encabezando al Ejercito Trigarante.

Al día de hoy resulta irónico encontrar que no se reconozcan los grandes méritos de Don Agustín, al punto de haber sido traicionado y fusilado por un congreso constituido por una mayoría ávida de intereses personales que injustamente lo expulsó del país.

Estando desterrado en Europa Iturbide supo de la conformación de una Santa Alianza que apoyando a España pretendía recuperar a su favor a México. De ahí entonces Don Agustín decidió retornar a México a efecto de alertar y ponerse a la disposición de nuestra patria como soldado. Pero apenas pisó terreno mexicano fue detenido arbitrariamente y puesto a la disposición de un pequeño congreso situado en Tamaulipas que se negó a prestar oídos a las advertencias de Iturbide y procediendo entonces a ordenar de inmediato su ejecución.

Adjunto opinión de un historiador mexicano de nombre Juan Manuel Zunzunegui que vale la pena escuchar y que pongo a su disposición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *