SOLAMENTE LA EDUCACIÓN DARÁ A MÉXICO CALIDAD Y LEGALIDAD A LAS ELECCIONES PRESIDENCIALES.

En México no votan sus habitantes, los sustituyen partidos políticos amañados y sinvergüenzas. Camino para idiotizar y engañar al pueblo.

Siempre he sostenido que la desgracia de nuestra nación está en nuestra pobreza educativa que deriva en falta de conciencia de nacionalidad. Desde que alcanzó su independencia y hasta esta fecha ha sido marioneta de sistemas que se han preocupado básicamente por hacerse del poder y todo lo que ello implica. Una vez planteadas sus promesas de campaña para así ganar, las guardan en un armario y se olvidan de ellas a lo largo de seis años.

Hace algunos días publiqué la lista de presidentes que ha tenido México luego de alcanzada su independencia en el año 1821. En términos de periodos presidenciales suman 81 y en términos de personas un poco más de 70. Lo irónico de esto está en el hecho de que del gran total, un buen número de ellos, quizá mayoría, fueron presidentes provisionales, igual presidentes asesinados en razón de envidias, ansias de poder, traiciones y otras causas. Véase entonces lo triste y vergonzante que viene a ser la historia de México en materia política a lo largo de su devenir.

A México le urge que el PRI se renueve a fondo. Con Enrique Peña Nieto su administración ha resultado un fracaso. Se ha exhibido incapaz, cínico, corrupto, mentiroso y más. De ahí entonces concluir que los votantes dudarán y con razón si el mejor camino sea optar por otro partido diferente, aún a sabiendas de que entre sus miembros también existen otros que son valiosos pero que están etiquetados con el escudo del tricolor.

Desafortunadamente otras opciones también se antojan pobres y hasta causantes de alarma, tal es el caso de AMLO a la cabeza del partido MORENA, a mi juicio factor de gran desorden y hasta de posibles debacles. De López Obrador envuelto en su soberbia y mesianismo todo se puede suscitar.

Ahora bien ¿De los partidos restantes y posibles candidatos independientes qué se podría esperar…?

El PAN solo acabó causando frustraciones desde el año 2000 al 2006 con Vicente Fox y luego con Felipe Calderón del 2006 al 2012. Con Josefina Vásquez Mota como candidata ni hablar. Hoy día existe una guerra a su interior que está terminando por debilitar cada vez más a dicho partido. En conclusión sus posibilidades son prácticamente nulas y se vive un vacío a estas alturas imposible de llenar.

A mi juicio la mejor formula sería para evitar el desasosiego reforzar al PRI haciendo coalición con partidos que si bien pequeños sumados todos terminarían por dar al traste con las intenciones de MORENA, el cual a mi juicio sería el enemigo a vencer.

Véamoslo de esta forma: El PRI en sus condiciones actuales será muy difícil que solo pueda ganar. Al PAN ya desde ahora lo podemos dar por eliminado a menos que se adhiera al PRI. El resto de los demás tales como el Partido Verde, el PC, el PRD, juntos con los dos primeros estoy seguro que triunfarían y terminarían por hacer añicos a López Obrador con todo y su pandilla.

¡Que lastima que México con todo lo que tiene no haya aprendido de otros y se encuentre en estas circunstancias…!¿Razón…? Los mexicanos ya no creen en nada y no tienen intenciones de hacer cualquier sacrificio en aras de heredar a nuestros sucesores un país que se pueda vanagloriar de haber dado el paso necesario para ubicarse en los umbrales de un primer mundo en el cual la educación de calidad se pueda ver reflejada.

Me temo que en el correr de las próximas elecciones que ya se encuentran a la vuelta los pobladores de nuestra nación verán ese proceso como un ingrediente más al futbol, al cine y a todo lo demás que solo signifique diversión. Imposible esperar que el 60 o 70% de los votantes demuestren interés, tomen conciencia y luchen por hacer valer con firmeza el resultado de su decisión al momento de votar.

Hoy día en torno a las elecciones la gente piensa solo en relación a los partidos políticos y a sus personajes, pero se olvida de la urgencia de evaluar con detenimiento si su preparación y honestidad los hace merecedores del voto que apetecen. En resumen: enormes cantidades de dinero para propaganda, demagogia, inmoralidades, mentiras y más y más descalabros que nos llevarán a seis años más de lo mismo, esto es: gentes de la talla de un Enrique Peña Nieto o peor.

Somos muy afectos a buscar la diversión, al morbo y a cuestionar, pero aportamos nada con acciones que pudieran trascender. Si los mexicanos seguimos por el mismo camino estaremos en el mismo nivel para el año 2050. Mientras tanto el mundo evolucionará a favor de su crecimiento y México persistirá en el mismo status en el cual se encuentra ahora.

Resumiendo: observemos y estudiemos a cada candidato. Hagamos de lado al partido del cual provenga, vayamos todos conscientes a votar. Antes de exigir aportemos a nuestra capacidad. Dejemos un rato de lado al futbol y pensemos que en la medida del tiempo aquellas generaciones que nos sucedan hereden a un país orgulloso, decente y desarrollado.

@ap_peñalosa

.https://www.youtube.com/watch?v=099svATWM6E

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *